top of page
  • Foto del escritorMauricio Bertero

Elqui esotérico y espiritual

Aunque en el año 2009 escribí ¿Cómo y cuándo surge la fama mística del valle del Elqui? intentando aportar luces a esa faceta oculta de estas tierras, recientemente me entero que al año siguiente de mi crónica Fernando Laredo Carter publicó un interesante libro titulado "Historia esotérica y espiritual de Chile".


En ese libro hay un capítulo completo dedicado al valle del Elqui, con aspectos desconocidos que refrendan lo que intuitivamente y con algo de investigación elaboré en la señalada crónica del 2009. Para las personas interesadas en esta temática, les comparto el citado material.



"Después de que fue sepultado el santo cadáver incorrupto de Gabriela Mistral en Monte Grande, cerca de Vicuña, en 1960, la G.F.U. o GRAN FRATERNIDAD UNIVERSAL, fundada por el Yogui Francés Dr. Serge Rynaud de la Ferriere, comenzó a moverse hacia el Valle de Elqui, en busca del mejor ambiente geomagnético de América del Sur. Ya fallecido su Gurú, prematuramente a los 47 años, la Hermandad recién creada debía establecer Santuarios o Ashrams de Yoguis, donde se pudiera practicar Hatha Yoga y Meditación en pequeñas comunidades de personas de ambos sexos. Eso porque su Fundador había dicho que así como el Tibet y las ermitas de los Himalayas habían sido establecidos en medio de poderosos centros magnéticos del planeta ubicados en el Paralelo 30 de Latitud Norte, había que hacer lo mismo en la Cordillera de los Andes y sus alrededores, en la línea del Paralelo 30 de Latitud Sur, pues era el Plan de los Grandes Maestros hacer de la Cordillera de los Andes un lugar Santo análogo al Centro de Poder Espiritual vigente en la Cordillera Himalaya.


Pues bien, el Paralelo 30 de Latitud Sur atraviesa el territorio de Chile un poco al sur de Coquimbo y la Serena. Pasa muy cerca de Vicuña, donde nació Gabriela Lucila Godoy Alcayaga, y atraviesa la Pre-Cordillera de los Andes entre los pueblos de Rivadavia y Paiguano, justo donde se juntan los rios Claro y Turbio para crear con sus aguas el rio Elqui, que llega hasta el mar. El llamado rio Claro trae en si las aguas del rio Cochiguaz. Allí estaba el mejor magnetismo terrestre y las más excelsas influencias cósmicas para hacer nacer a la Nueva Humanidad, por lo tanto, desde 1965 en adelante, esa parte de la geografía de Chile comenzó a ser el objetivo de pequeñas y gradualmente mayores peregrinaciones humanas, todos con inquietudes espirituales y movidos por una gran esperanza. Elqui, Paiguano, Rivadavia y Cochiguaz fueron los nombres que vibraban en las mentes de muchas personas, creándose una corriente social subterranea que mira al norte y que, ahora, cuarenta años después de creada, aún subsiste.


Vino a reforzar las ideas de la G.F.U. un estudio satelital de 1982, en que se midió desde el espacio el Magnetismo Terrestre, y se observó que en el meridiano 70· Long. Weste de la Cordillera de los Andes, entre los Paralelos 27 de Latitud Sur, a la Altura de Copiapó, y del Paralelo 33 de Latitud sur, a la altura de Olmué-Quillota, estaba el Centro Magnético-Positivo Terrestre más potente de América de Sur, un Centro de Magnitud + 6 . Y al trazar la línea media entre estos dos paralelos extremos anotados y siguiendo el meridiano 70· Long. W. encontramos el famoso Paralelo 30 del Valle de Elqui. Allí esta el Centro máximo del Poder de esta extensa región de más 660 Kilómetros de la Cordillera Nuestra. Los Nuevos Himalaya de América Latina. (Ver mapa adjunto al final de este capítulo.) Después de la G.F.U. surgió otra Escuela Espiritual llamada La Hermandad del Pacífico, esta vez era creada por Chilenos genuinos, a fines de los 60, fundada por una notable mujer dotada de poderes de mediumnidad y lidererazgo, llamada Elena Vacarezza y por un sacerdote católico, el padre Ramón Borrego. A la dama en cuestión le fue comunicado por espíritus, en 1970 app. que en Chile nacería el Nuevo Avatar de la Era de Acuario, el Mesías del tercer y del cuarto milenio de la Historia de la Humanidad. Y no en cualquier parte. Nacería en el Punto Geográfico exacto de la Unión del Rio Claro y del rio Turbio, donde nace el Rio Elqui, en el Paralelo 30, en Rivadavia. Incluso fue dada una fecha por los espíritus. El Año del Señor de 1974. Y la Hermandad del Pacífico debería preparar al pueblo chileno y a América Latina para ese gran advenimiento. El río Elqui sería a partir de ahora el Jordán de Sudamérica.





Aunque la Hermandad del Pacífico debía ser como Juan el Bautista y preparar los caminos del Señor que volvía a la tierra, su destino podría ser como el de la famosa Orden La Estrella de Oriente, creada por Annie Bessant para apoyar la obra de Krishnamurti, el Mesías Hindú de la Sociadad Teosófica. El joven Mesías, al verse rodeado de adoradores personales y de estructuras grupales que él no había creado ni deseaba para él, ordenó la disolución de la Orden Estrella de Oriente, y así se hizo, en 1929. Fue un gran escándalo mundial, pues la hermandad tenía filiales en todos los países, menos en la Unión Soviética, donde estaba prohibido todo tipo de grupos esotéricos y logias espiritualistas, incompatibles con la filosofía marxista. Ahora podría ocurrir lo mismo. Por lo tanto se mantuvo un bajo perfil al nombre y apellidos de este niño Avatar, así como el nombre de sus padres, procurando no interferir con su desarrollo infantil. A la fecha el autor de este libro, en el año 2010, el joven tendría 36 años, pero al parecer él no ha querido o no ha podido asumir su misión. Si no ha querido es porque el mensaje de los espíritus a doña Elena Vacarezza fue falso, como tantas comunicaciones de entes astrales que se gozan en engañar a los hombres, tal como la Biblia advierte a los creyentes. No obstante, a veces hay entes que dicen la verdad, como ocurrió en la vida de Jaime Galté, el más grande medium chileno del siglo XX.


Pero a falta de este Avatar o Cristo de Acuario, hacia el año 1902, nació en un lugar de Elqui un verdadero profeta, llamado Domingo Zárate Vega, un hombre realmente místico y apóstol itinerante del territorio de Chile. Cuando ya fue famoso en su tiempo se le llamó el Cristo de Elqui.


En 1927, en la ciudad de Vicuña, recibió las primeras revelaciones de Dios y de Jesús con María. Su actitud fue retirarse a las montañas del Valle por cuatro años, a estudiar la biblia, orar y meditar profundamente. El arcángel Gabriel lo sacó del cuerpo muchas veces y lo llevó a conocer el reino de las almas y el misterio del Reino de los Cielos y el futuro de Chile. No tenía nada que ver con OVNIS ni extraterrestres. Era un iluminado al estilo de los profetas judíos.


Un hombre con abundante barba y cabellos largos, vestido de sayal café, sin bienes materiales, sólo con la riqueza del espíritu. Predicó por unos 20 años, por toda la zona central del país y el norte chico, de 1931 a 1951 app. Luego desapareció sin saberse que fue de él. Sufrió bastantes persecusiones de parte de la Iglesia Católica, aúnque su mensaje era de un fondo ortodoxo bíblico y católico. Se le encerró varias veces en la carcel y en el manicomio, pero como era inocente de cualquier culpa y de psicosis, salía en libertad. Al fin la Iglesia desistió de molestarlo.





Ante el público que se reunía en las plazas a escucharlo exponía abiertamente sus experiencias fuera del cuerpo y sus visiones celestiales. Incluso veía su cuerpo físico yacente y dormido cuando era sacado de él. Al final decidió escribir algunos libros con sus profecías y visiones, pero actualmente son casi imposibles de conseguir. Lo poco que se ha podido rescatar de sus mensajes va a continuación:


Ten presente que el Divino Ser, Maestro de la Humanidad, no tuvo ni guardó rencor a nadie, sigue mi palabra ardiente, con el gran deseo de que vuestro criterio ponga a vuestra mente, conciencia y corazón a filosofar con buenas ideas, y así obtener la verdadera concordia y armonía interior, y un razonamiento leal con la Divinidad, de modo que podamos suavizar las horas sombrías y angustiosas de este tiempo, pues las almas que sufren sin tener culpa tienen derecho a la tranquilidad y a la armonía.

(Este concepto de Dios como el Maestro de la Humanidad es muy propio de los Cabalistas Judíos y del Gurú Nának de la India).


Hace falta el amor universal para lograr el entendimiento de los unos con los otros. Sólo con ese Amor se podrá aliviar el sufrimiento que reina en todas las naciones.
Soy tan nada, sin embargo, lo único que quiero es ser un instrumento manifestador de esa palabra de verdadero amor. Tengo la seguridad de que esa humilde voz os guiará por el sendero bueno y seguro, tal como la milagrosa estrella guió desde el oriente a los reyes magos hasta el lugar donde había nacido el Verbo Divino.

El continente sudamericano está escrito en los tribunales del cielo para demostrar el poder de las grandes fuerzas espirituales, y llegará una época en que será la maravilla del mundo; esas milagrosas fuerzas impedirán los fuertes azotes que caerán sobre el mundo por causa de las torpes desobediencias a la Ley del Señor. Estas cosas vendrán por ley natural, ni hipocresías ni ambiciones podrán impedir esto. Ya hay muchos seres del cielo viviendo en la tierra.

(Otro profeta que se expresaba de modo parecido diciendo que los pecados de los hombres eran Torpezas o faltas de inteligencia, era Mahoma, en el Corán así lo dice).


Pobres somos los que tendremos que vivir desde 1940 hasta el año 1999. Veremos lo que el mundo no ha presenciado en angustias, en plagas, trastornos, carestías, guerras, dolores… . Caeran lluvias de microbios, de aguas calientes, de piedras. En otras épocas lloverá ceniza y en años no caerá una gota de agua. Los hombres de ciencia estarán pasmados, pues no podrán curar tales plagas. Los cuerpos vivos se agusanaran, trascenderá la tierra. Se verán comerse los unos a los otros. Fuertes terremotos partirán la tierra y sepultarán naciones bajo las aguas.

Pero una parte de la humanidad se salvará de estos cataclismos. Habrán seres de Dios y serán conocidos porque ninguna plaga les afectará, por estar protegidos por la Mano Suprema. Y en los últimos días veremos en el espacio un misterioso buque que recogerá a todos los seres que participarán de la raza inmortal. Al momento de subir al misterioso buque, relucirá en la frente de cada ser una estrella de cruz, que será el eterno sello de quienes han sabido amar a Dios y a su prójimo, y estos reinaran en un mundo infinito, el cual en el presente nadie conoce ni imagina, pero que a mi me lo ha mostrado mi Hacedor.

(Este misterioso buque de salvación es un arquetipo simbólico de la Iglesia cristiana, y del Arca de Noé. Y según George Ivanovich Gurdjieff el buque de salvación es símbolo de una escuela esotérica verdadera, no de Ovnis).


Y cuando le preguntaron a Domingo Zárate Vega cómo tenía esas visiones del futuro cercano y lejano de la humanidad, explicaba:


En ocasiones el Señor me ha puesto en la frente, en medio del cerebro, una estrella de luz a traves de la cual veo pasar ante mis ojos todas las épocas del mundo, en un horizonte de eternidad sin fin.

Precisamente es ese es el Ojo Omnisciente del cual hablan Paramahansa Yoganada y todos los grandes yoguis de la India. Un ojo que permite entrar en la luz divina por medio de una puerta estrellada, con forma de estrella de cinco puntas o pentalfa luminosa. Este es pues el segundo verdadero iluminado del Valle de Elqui, siendo la primera doña Lucilia Godoy Alcayaga. Y cómo para ser un iluminado hay que recibir la Unción del Espíritu Santo, debo señalar que en estricto rigor conceptual de la teología, todo ungido por el espíritu divino para una misión es un Cristo, vocablo que en griego significa Ungido. El libro de los Hechos de los Apóstoles dice que Iesus fue llamado el Cristo por la Sagrada Unción del Espíritu que Dios Padre derramó sobre él para su misión. Bien hizo el pueblo chileno al decir que Domingo Zárate Vega era el Cristo de Elqui. Es decir, el Ungido de Elqui para la salvación del pueblo chileno espiritual y creyente.


Dudo mucho de que los actuales buscadores de la iluminación crística que pululan por el valle de Elqui y Cochiguaz tengan el nivel de calidad teológica y profética del Cristo de Elqui y el nivel de conocimientos espirituales de Gabriela Mistral. Lo que sí conozco es una horrible mezcla de ideas heréticas, de errores teológicos, de vaguedades filosóficas, de superficialismos y de reduccionismos apocalipticos de la fe cristiana, del hinduismo, del Budhismo, del Tao y de los Ovnis, enseñadas por falsos Gurues como la famosa Hermana Cecilia Rodriguez, quien tras reunir varios millones de pesos de sus devotos para construir un templo de la Nueva Era en Elqui, se arrancó de Chile al extranjero, y volvió a su Patria quince años después y sin un peso.


Deben haber otros adeptos, sinceros y honestos, que enseñan bien, pero hay que buscarlos con lupa, y además, razonando por los que yo conozco, debo advertir que su conocimiento real es bajo, y muy parcial. Generalmente dominan solo un area del conocimiento universal. Solo el Pranayama, o algo acerca de mantrams sanscritos, algo de clarividencia y algo acerca de las proyecciones astrales. De cristianismo o de cábala sólo saben el catecismo. Son la mayoría sincretistas y superficiales. Confunden Hinduismo con esoterismo, o esoterismo con ritualismo. Son rarísimos los que han leido la Metafísica de Parménides, o la Doctrina Secreta de Madam Blavatski completa, o las obras completas de René Guenón, o algo que haya escrito Santo Tomás de Aquino, o a San Clemente de Alejandría. En el fondo son sólo aprendices del Sendero de la Sabiduría, y están a medio camino.


Por esa razón las personas que desean realmente conocer la Verdad y transformarse o evolucionar deben tomar las palabras de estos guías con reservas mentales, pues el riesgo de decepción es muy grande, además de la posibilidad de ser influidos por espíritus o influencias psíquicas que vienen del Oscuro Caos del Inframundo y no del mundo de los Maestros. La vida retirada y las túnicas blancas de esa gente no bastan para garantizar la calidad de una doctrina de salvación o de iluminación. Hay que se prudente y no entregar nuestra confianza a cualquiera que aparezca como Gurú. Por cada cincuenta posibles guías que aparecen en nuestro camino solo uno es un verdadero Gurú y conducirnos realmente a Dios, porque el Ya LO Conoce, lo ha visto, y es Conocido por El.


Diferente cosa es la larga visita que hizo al Valle de Elqui en los años 70, de un Adepto Hindú llamado Sri Vasant Paranipe, quien fue enviado por su Maestro Sadguru Sri Gajanan Maharaj, desde la India a abrir centros de Poder en el Valle del Colorado, pues le dijeron allá en Oriente que en un poblado llamado de San Andrés de la cuarta región de Chile había una gran energía dormida asociada al culto del fuego que había que despertar. Efectivamente, muchos años atrás había tenido ese nombre.


Por lo tanto este discípulo de los Maestros de Oriente que lo enviaron procedió a reconsagrar el lugar con ceremonias de Fuego o de Agnihotra como se dice en los Vedas. Vasant tambien agrega que varias montañas de los Andes Chilenos se convertirán en lugares sagrados de peregrinación igual que los Himalayas. Luego este Maestro Vasant Paranite se va de Chile en 1995 con destino a otros países, como Estados Unidos, Polonia, Colombia, etc. falleciendo en la India el 30 de Diciembre del 2008. Mucha gente en la actualidad continúa celebrando cemoniales de Agnihotra en Elqui y otros lugares de la precordillera magnética de Chile e incluso en Santiago o en el Cerro La Campana.

Por si a algún lector le interesara anoto aquí el doble mantram que cantan quienes celebran el ceremonial de Agnihotra a la salida y a la puesta del sol:


Suryaya Swaha, suryaya idam na mama. Prajapataye Swaha, Prajapataye idam na mama.

Esto se pronuncia exactamente al amanecer mientras se enciende el fuego sagrado en el interior de una pirámide de cobre invertida.


Y justo a la puesta del sol, se vuelve a encender el fuego sagrado y se canta un mantram parecido al de la mañana, que dice:


Agnaye Swaha, Agnaye idam na mama. Prajapataye Swaha, Prajapataye idam na mama.

Como en las condiciones de la vida urbana no es posible cumplir extrictamente con las normas sástricas de los Vedas, este autor recomienda que la pirámide de cobre con bosta de vaca y otros elementos del ritual hindú sea reemplazado por el encendido solemne de un cirio y de una varilla de incienso, o un cono de incienso, o una varila de Palo Santo, cantando siete o más veces los mantrams indicados más arriba. (Surya es el Sol y Agni es el Dios del Fuego. Prajapati es el Alma Universal que al comienzo de la creación se subdividió en muchos y que al hacer los sacrificios con la intención correcta se restituye en su unidad primordial. Esta intención correcta incluye orar por el bien de toda la humanidad y de todas las criaturas vivientes al terminar de cantar los mantrams).


En la actualidad el Valle de Elqui y sus alrededores un lugar de encuentro espiritual de mucha gente que busca el sentido de la vida o alguna experiencia especial que lo saque de la medianía en que vive. Desgraciadamente no hay maestros de sabiduría en el área, solo algunos chamanes, naturistas, estudiantes de yoga, pintores de paisajes ultrafísicos, supuestos contactados con seres extraterrestres y uno que otro alucinado. Mucha gente que va a esta parte de la Cuarta región quiere, además, sanarse de sus enfermedades físicas y psíquicas, y a conversar algo superficialmente de lo sobrenatural.


En el sentido de buscar una terapia las personas van a encontrar algo valioso, pues el ambiente es puro y altamente magnetizado. En cuanto a los verdaderos buscadores de Dios les recomiendo que visiten la Tumba de Gabriela Mistral en Monte Grande, o la casa donde nació en Vicuña. Allí podrán recibir la bendición de una mujer santa que alcanzó una gran cercanía con Dios y con los Grandes Maestros y una iluminación verdadera, más universal que la del Cristo de Elqui. Domingo Zárate era muy occidental y cristiano en su mensaje. En cambio Lucila era capaz de unir Oriente y Occidente, en doctrinas, oración, y visión amplia del mundo entero, además de la belleza de su expresión. Su legado ha llegado a nosotros mucho más completo o íntegro, en cambio las palabras del Cristo de Elqui, pese a su estatura espiritual, ha llegado a nosotros demasiado mutilado, e incluso muy retocado por un libro de ese nombre de Nicanor Parra que podría desviar a más alguien que busca la verdad de este humilde mensajero de Dios para Chile.


Si al lector no le interesa esa forma tan mística de acercamiento con Dios y desea algo semejante a un sistema semicientífico de espiritualidad acérquese al fundo La Alfalfa, del pueblo de Rivadavia, donde se ha formado un centro esotérico importante dirigido por gente de la G.F.U. que viven como una comunidad agrícola y macrobiótica. Por allí cerca también hay un terreno comprado por la Hermandad del Pacífico, para observar de cerca de su Mesías criollo. Vale la pena escuchar las juiciosas palabras de la Madre de este niño que ya no es niño, y que las dijo en 1986, para alejar a los ilusos:


QUIEREN UN MAGO Y QUE POR ARTE DE MAGIA TODOS SE VAYAN AL CIELO, Y TIENEN QUE PORTARSE BIEN NO MÁS Y CUMPLIR CON LAS LEYES DE DIOS Y AMARSE LOS UNOS A LOS OTROS. EL MUNDO ESTÁ EN UNA ENCRUCIJADA Y CADA UNO TIENE LA SALVACIÓN ADENTRO. TODO ESTA DICHO Y HECHO, NINGUN NIÑO LOS VA A IR A BUSCAR PARA SUBIRLOS A UN VEHÍCULO ESPACIAL. LA DOCTRINA ES LA DE SIEMPRE, EN LOS VEDAS, EN EL BUDHA, EN EL TIBET, EN JESUS: AMARSE LOS UNOS A LOS OTROS.

Y después de aplaudir a esta sabia madre que no quiere que su hijo sea materia de espectáculo nacional o mundial, este Autor agrega: Cristo dijo: Yo soy la Luz del Mundo, el que me sigue no andará en tinieblas, sino que tendrá la Luz de la Vida, Y también dijo: Yo soy el Camino, y la Verdad y la Vida. Por estas palabras del Evangelio de San Juan se entiende que Iesus es El GURU UNIVERSAL, tal como lo era para Gabriela Mistral y para Domingo Zárate Vega. (Gurú es palabra sánscrita que significa el discipador de la oscuridad, Gu= Oscuridad, y Ru es el Poder que aparta la oscuridad). Y Iesu- Cristo es también el Emmanuel, que traducido del hebreo significa Con Nosotros Dios. Lo cual es equivalente a las palabras de Iesus resucitado que nos llegan por medio del Ev. de S. Mateo, 28,20:


Mirad, YO estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo.

Y otro versículo equivalente dice:


Allí donde dos o tres estén reunidos en mi nombre, allí estoy YO en medio de ellos.

Y si por casualidad el lector es de aquellos que no tiene mucho tiempo ni dinero para una aventura espiritual larga, de una o dos semanas en el Valle del Elqui y sus alrededores, le bastará disfrutar del mismo Magnetismo positivo en el Santuario de la Virgen de Andacollo, o en el Santuario del Niño Dios de Sotaquí, o finalmente en el Santuario de Santa Teresa de los Andes o en el de Cristo de Rinconada de Silva, un poco al norte de San Felipe. Todos esos puntos geográficos están dentro del Area del Meridiano 70· entre los Paralelos 27· y 33· de Latitud Sur. En el caso de Andacollo la persona estará a 60 Km. de Monte Grande y a 50 Km. de Vicuña, en línea recta por encima de los cerros. Y el beneficio será prácticamente el mismo.


Otro dato esotérico digno de tenerse en cuenta es una información que nos viene desde el Medio Oriente y desde el mismo extremo Oriente. Y es aquel que dice que los verdaderos lugares sagrados son aquellos en los que vive o está sepultado un santo. Allí el magnetismo espiritual es fuerte y constante. En el caso del área geográfica que estamos analizando esas condiciones vibratorias se cumplen sólo en dos puntos: es decir, en la Tumba de Santa Teresa de los Andes, y en la Tumba de Lucila Godoy Alcayaga o Gabriela Mistral. De los dos sepulcros santos sólo el de Gabriela es el que contiene un cadaver incorrupto, impregado de misteriosas energías que impiden la entrada de hongos, bacterias y gusanos para comerse la carne. Esa inmutabilidad del cuerpo humano es un reflejo indicador de que esa alma alcanzó la unión con Dios, el Gran Inmutable, el único inmortal. El de Teresa sólo contiene huesos, no carne incorrupta. Pero aún así esas reliquias óseas contienen un magnetismo especial que es digno de ser tomado en cuenta por la gente inteligente.


Este dato esotérico es bien conocido por los jerarcas de la Iglesia Católica, y por eso en el centro de cada altar o debajo del altar de los grandes templos católicos siempre hay un hueso o trozo de hueso de algún santo, que intensifique las buenas vibraciones del lugar consagrado. El Autor ha investigado personalmente el asunto y lo ha comprobado a lo largo de la geografía religiosa de Chile. Y no olvidemos tampoco que un santo es un ser humano unificado con Cristo. Y de allí extrae su poder y su conocimiento superior.

Como recomendaciones finales a quienes viejan a la Cuarta Región de Chile, les digo que en último término los lugares santos los hacen las personas santas, y las personas santas son las que se dejan tocar y transformar por el Santo Dios que llevan en sus propias almas. Es decir, que moviendo nuestro cuerpo de aquí para allá o para acá, o a Egipto, o a Jerusalem, o a Benarés, o a Elqui, no cambiará nuestra vida en lo profundo.

En ciertas etapas de nuestra evolución personal hacia la Verdad Suprema tal vez sea necesario viajar a lugares mágicos. Pero lo esencial será siempre una conversión profunda hacia la Divinidad escondida en nosotros mismos. Si viajamos mucho y al volver a nuestra ciudad y trabajo seguimos siendo los mismos de antes, con los mismos pecados y defectos, y con la misma ignorancia, no habremos ganado nada, y nuestro Karma seguirá siendo el mismo. En ese caso, ni las aguas del Ganges, ni las del Nilo, o las Elqui o las del Jordan nos purificarán. Esa conversión profunda no requiere moverse a otras ciudades o santuarios lejanos. Aquel que Santificó a la Capilla Sixtina, o a Nazaret, o a los Himalaya, o a Moisés, ESTA DENTRO DE VOSOTROS. Por lo tanto, viajad interiormente por vuestros chakras, por el interior del corazón, buscando a Aquel que es el Sol eterno de vuestro propio espíritu.


Un gran texto de la Segunda epístola a los Corintios 4,6 aclara el asunto:


PORQUE EL MISMO DIOS QUE MANDO QUE DE LAS TINIEBLAS RESPLANDECIESE LA LUZ, ES EL QUE RESPLANDECIO EN VUESTROS CORAZONES, PARA LA ILUMINACIÓN DEL CONOCIMIENTO DE LA GLORIA DE DIOS EN LA FAZ DE JESUCRISTO.

Es decir, el mismo Dios que creó el universo y la Energía es el nos ilumina interiormente para reconocerlo a El mismo en la Faz de Iesucristo. El mismo Dios trascendente es el Dios inmanente en el ser humano. Lo que uno busca afuera en realidad está adentro. Sólo cuando uno encuentra adentro a la Divinidad Oculta se hace posible encontrarlo exteriormente. Dios está adentro y afuera de nosotros, pero para encontrarlo afuera primero hay que haberlo hallado adentro.


Y para estar seguro de que lo que se encontró dentro es sólido y correcto es indispensable leer en profundidad y amplitud las Sagradas Escrituras, y conocerse a si mismo más allá de los retorcimientos del ego pecador y soberbio, y así evitar el engaño de espíritus malévolos, que siempre intentan desviar a la gente con deslumbramientos falsos. Por eso son importantes las doctrinas probadas y coherentes a través de los siglos, y la teología tradicional. Ese fue el criterio, y muy buen criterio, del Cristo de Elqui y el de Gabriela Mistral. Ese es tambien el criterio de la madre sabia del supuesto Mesías de Elqui, nacido en 1974. La Verdad, a través de los Siglos, es una sola y es inmutable, no cambiante, no relativa. Es Absoluta y Universal. Y no la traen los Ovnis.


Volveremos a las palabras del Cristo de Elqui en algunos capítulos más adelante. Cerraremos éste capítulo con una profecía de Sri Vasant Paranipe:


LOS ANDES SE VAN A CONVERTIR EN LUGARES DE PEREGRINAJE, Y SE PUEDEN COMPARAR A LOS HIMALAYA.
127 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page